Tekniker

Tecnologías inteligentes para optimizar la evacuación de grandes infraestructuras

Date 07-06-2017 IK4-TEKNIKER Tags News .

IK4-TEKNIKER ha participado en el proyecto europeo eVACUATE, que permitirá desalojar un 25% más rápido eventos masivos y lugares públicos.

Un avanzado sistema de evacuación basado en algoritmos inteligentes de detección de incidencias permitirá desalojar un 25% más rápido eventos masivos y lugares públicos como recintos deportivos, aeropuertos o estaciones de metro en situaciones de emergencia.

Estos son los resultados obtenidos en las pruebas piloto realizadas en el Estadio de Anoeta, Metro Bilbao, el aeropuerto de Atenas o uno de los cruceros más grandes del mundo construido por la empresa STX Saint Nazaire, en el marco del proyecto europeo eVACUATE en el que ha participado el centro tecnológico vasco IK4-TEKNIKER.

La iniciativa, que arrancó en 2014 y que ha finalizado este mes de mayo, ha contado con una financiación superior a los 13 millones de euros por parte de la Comisión Europea.

Durante este periodo, IK4-TEKNIKER ha formado parte, como experto tecnológico, de un consorcio integrado por una veintena de entidades, entre empresas, universidades y centros de investigación de ocho países.

Resultados tangibles

El proyecto ha derivado en el desarrollo de un sistema inteligente que combina las últimas soluciones en recogida de datos con avanzados dispositivos de análisis, gestión y toma de decisiones como algoritmos de detección de incidencias, cámaras de alta tecnología (cámaras térmicas e hiperespectrales) y dispositivos de señalización dinámicos. Gracias a ello, la plataforma es capaz de adaptarse a los cambios que se dan en una situación de emergencia, como por ejemplo la rápida propagación de un incendio, ofreciendo información en tiempo real sobre la incidencia y facilitando la toma de decisiones en momentos cruciales.

Detección de incidencias

Los algoritmos, que se han probado, son herramientas que parametrizan una serie de medidas como movimientos extraños o gestos de expresión, entre otros, y que se utilizan como indicadores que permiten al sistema decidir de forma autónoma la ruta de evacuación más rápida y segura para salir de una situación de emergencia.

Gracias a las cámaras de videovigilancia, el sistema es capaz de identificar e interpretar movimientos o gestos de las personas que se encuentran en un lugar y detectar situaciones de alarma para poner en marcha un protocolo óptimo de evacuación. De este modo, realiza un seguimiento del comportamiento de la gente a desalojar, comparte esta información y guía al personal de seguridad hasta el lugar en el que se encuentren.

Señalización dinámica de emergencia

El sistema también ubica elementos de señalización dinámicos en las rutas de evacuación para guiar a las personas atrapadas hacia la salida óptima. IK4-TEKNIKER ha sido el responsable de desarrollar este sistema de comunicaciones inalámbrico de fácil instalación, bajo consumo, seguro y eficiente, compuesto por una serie de dispositivos luminosos tricolor (verde, amarillo, rojo) que se colocan en las paredes, puertas y suelos del recinto. Estas señales guían a las personas atrapadas hacia la ruta de evacuación activa (más segura) en cada momento. Así, no solo se reduce el tiempo de desalojo, sino que ayuda a evitar las zonas de peligro y mantener a los evacuados a salvo en todo momento.

Últimas pruebas en Metro Bilbao

Los sistemas diseñados durante el proyecto eVACUATE se han validado en infraestructuras con gran afluencia de público como el estadio de la Real Sociedad, una estación de Metro Bilbao, el Aeropuerto de Atenas o uno de los cruceros más grandes del mundo construido por la empresa STX Saint Nazaire, que a su vez han colaborado en el proyecto.

Precisamente, la madrugada del pasado 4 de mayo se realizó el último piloto del proyecto que tuvo lugar en la estación de metro de San Mamés, en Bilbao. Durante los ejercicios de evacuación, en los que participaron 30 trabajadores de las distintas entidades que integran el proyecto y cerca de 60 voluntarios, se realizaron varios simulacros en diferentes condiciones con el objetivo de representar las situaciones que se puedan dar en la realidad y validar las tecnologías desarrolladas en entornos reales.

En todos los casos se ha conseguido reducir el tiempo de evacuación en más de un 25%, en comparación con los sistemas actuales de evacuación.

 
This site uses cookies

We use cookies to improve the browsing experience and provide our services to you.

If you continue browsing, we consider that you accept their use.

If you wish to obtain additional information, please query our Cookies policy.

Accept